noscript image

Chema Martínez, ganador en Madrid 2008: "Fui el último en reventar"

Redacción por Redacción @besoccer_com - 0 3

Pin El atleta Chema Martínez entrena en su casa, en una fotografía facilitada por él mismo. En vísperas de cumplirse doce años de su primera y única victoria en un maratón, el de Madrid 2008, Chema Martínez repasa, como un abuelete, aquella carrera en la fue el último en reventar y cuya edición número 43 no ha podido disputarse este domingo por la pandemia de COVID-19. EFE
El atleta Chema Martínez entrena en su casa, en una fotografía facilitada por él mismo. En vísperas de cumplirse doce años de su primera y única victoria en un maratón, el de Madrid 2008, Chema Martínez repasa, como un abuelete, aquella carrera en la fue el último en reventar y cuya edición número 43 no ha podido disputarse este domingo por la pandemia de COVID-19. EFE

Chema Martínez, ganador en Madrid 2008: "Fui el último en reventar"

Redacción por Redacción @besoccer_com - 0 3

En vísperas de cumplirse doce años de su primera y única victoria en un maratón, el de Madrid 2008, Chema Martínez repasa, "como un abuelete", aquella carrera en la fue "el último en reventar" y cuya edición número 43 no ha podido disputarse este domingo por la pandemia de COVID-19.

"Como un abuelete, en esta cuarentena estoy sacando momentos que para mí han sido muy importantes, y el maratón de Madrid es uno de ellos. Después de haber corrido varios maratones y hacer buenas marcas, me faltaba una victoria, y llegó ese 27 de abril de hace doce años. Mi primera victoria y la única en maratón", recuerda en declaraciones a EFE.

Aquel 27 de abril de 2008, Chema Martínez consiguió ante sus paisanos madrileños la primera victoria de su vida en un maratón y la primera de un español en Madrid desde hacía siete años, al imponerse en la 31 edición con un tiempo de 2h12:42 que le situaba cuarto en el ránking histórico de la prueba.

"Fue tremendo", asegura. "En la plaza de Pirámides iba con la preocupación de que no me pillara el africano que venía por detrás (el keniano Frederick Cherono). Un poco asustado pero eufórico. Sufrí porque los cinco últimos kilómetros, entrando por Menéndez Pelayo, eran durísimos, tal vez la edición más dura".

El grupo delantero pasó el medio maratón en 1h04:13 y poco después empezó a romperse. "Reventamos todos, pero yo fui el último en reventar. Iba muy tocado, pero ese muro lo pude superar por los ánimos que me daba la gente. Cuando me faltaba ya medio kilómetro fue todo felicidad, veía la meta a lo lejos y sabía que llegaba".

"También ha sido de los mayores sufrimientos que he experimentado en mi carrera", advirtió, "por el calor y la dureza del recorrido. No he vuelto a ganar un maratón. Tampoco ha vuelto a ganar un español en Madrid. Con el paso del tiempo valoro más lo que hice. Ahora, con la irrupción de los africanos está mucho más complicado, pero cuando me acerco a los 50 años (tiene 48) me queda la sensación de que entonces corría muchísimo".

Antes había sido campeón de Europa de 10.000 metros, distancia en la que compitió en los Mundiales de Sevilla'99 junto a algunos de los más grandes de la historia.

"En la final de 10.000 de Sevilla'99 estuve plantando cara a Haile Gebreselassie (oro) y Paul Tergat (plata), con los que estaba en cabeza hasta el km 7 (terminó decimonoveno). Me he peleado con los mejores del mundo y eso lo valoro mucho ahora con nostalgia".

Dedicado ahora a pruebas de atletismo popular y a instruir a corredores populares, Chema Martínez también ha visto trastocados todos sus planes por la pandemia.

"Este año quería buscar algún tipo de participación (en el maratón de Madrid) diferente y motivante, pero tenía del 3 al 13 de abril una prueba en Costa Rica, la Volcano Ultramaratón, de 250 km en modo supervivencia, cruzando ríos y subiendo volcanes, y mi estado de forma no hubiera estado para correr todo el maratón en Madrid".

Todavía ve "para largo" la primera carrera con gente. "Soy una persona optimista, pero me cuesta trabajo pensar que en dos o tres meses vayamos a estar en carreras de 20.000 personas. Hay que adaptarse a la nueva realidad. Iremos recuperando kilómetros paso a paso. Este año no habrá carreras de participación masiva, mientras no haya una vacuna, porque además es un problema global, no se pueden cruzar fronteras".

La buena noticia -observa- es que ya se acerca la posibilidad de volver a correr en la calle. "Necesitábamos buenas noticias, pero las competiciones pasan a un segundo plano", matiza.

Se despide con un consejo a los corredores populares: "Ante todo, sentido común. El deporte nos va a ayudar a superar esta situación, pero tampoco hay que volverse locos y pensar que vamos a estar para correr el Tour de Francia o el maratón de Nueva York. Ya habrá tiempo para recuperar nuestra forma física, no todos vamos a ser atletas olímpicos".

José Antonio de Diego

Redacción

Redacción

noticias 62K RANK 1
lecturas 427K RANK 1
Más noticias del autor

Follow BeCrowd on Facebook