noscript image

Verstappen relevó a Leclerc y evita que entre líder al Gran Premio de su casa

Redacción por Redacción @besoccer_com - 25

Pin El piloto de Red Bull  Max Verstappen celebra su victoria en el Gran Premio de España de Fórmula Uno que se ha disputado este domingo en el circuito de Barcelona-Cataluña, en Montmeló (Barcelona). EFE/Enric Fontcuberta
El piloto de Red Bull Max Verstappen celebra su victoria en el Gran Premio de España de Fórmula Uno que se ha disputado este domingo en el circuito de Barcelona-Cataluña, en Montmeló (Barcelona). EFE/Enric Fontcuberta

Verstappen relevó a Leclerc y evita que entre líder al Gran Premio de su casa

Redacción por Redacción @besoccer_com - 0 25

El neerlandés Max Verstappen (Red Bull), ganador del Gran Premio de España -en el que firmó un doblete para su equipo junto a su compañero mexicano Sergio Pérez- le aguó la fiesta el domingo a Charles Leclerc (Ferrari), que no podrá llegar líder al 'suyo', el de Mónaco. Un problema de motor acabó con la retirada del monegasco en Montmeló, en una carrera que su compañero Carlos Sainz acabó cuarto; y en la que el otro español, el doble campeón mundial asturiano Fernando Alonso (Alpine), firmó la remontada del día: al acabar noveno tras salir último.

Leclerc, de 24 años, había ganado la primera prueba del año, en Baréin; y hasta el domingo, cuando aún se levantó líder, con 19 puntos de ventaja, había encabezado el Mundial. Pero, por un fallo de motor, abandonó en Barcelona; y le tuvo que ceder el bastón de mando a Verstappen, de igual edad que él y con el que se lleva midiendo en las pistas desde que ambos eran talentosos infantes. Por lo que no entrará al frente del campeonato a su Gran Premio, el de Mónaco.

Verstappen, que el pasado domingo destronó al séptuple campeón mundial inglés Lewis Hamilton -quinto en Montmeló, dos puestos por detrás de su compatriota y nuevo compañero George Russell, que subió al podio junto a los dos pilotos de Red Bull-, logró en el Circuit de Barcelona-Catalunya su vigésima cuarta victoria en su brillante carrera en la F1: la cuarta en lo que va de temporada y la segunda en Montmeló, donde hace seis años se convirtió en el más joven ganador de toda la historia de la categoría reina. Y ahora lidera el Mundial con 110 puntos, seis más que el monegasco.

'Mad Max', que en lo que va de año o se retira, o gana -y ha ganado el doble de veces que las que ha abandonado (las que ganó Leclerc)-, renovó a principios de marzo hasta 2028 con la escudería austriaca, en una clara señal de que el inglés Christian Horner, el austriaco Helmut Marko y el resto de las mentes pensantes del equipo de la bebida energética, incluido su ingeniero estrella, el inglés Adrian Newey, desean emular, junto a la joven estrella neerlandesa, el periplo triunfal que lideró el alemán Sebastian Vettel -ahora en Aston Martin- entre 2010 y 2013: cuando encadenaron cuatro 'dobletes', festejando títulos mundiales de pilotos y constructores.

La temporada pasada dieron el primer paso, cuando Verstappen se convirtió en el primer piloto de los Países Bajos en ganar un Mundial que por equipos se anotó, por octava vez seguida, Mercedes. Una escudería que este año arrancó lejos de ser la apisonadora deportiva que dominaba de forma férrea las últimas temporadas; pero que en el circuito catalán evidenció una mejora que, de continuar, podría animar el primer campeonato de la 'nueva F1'.

Verstappen cuenta desde la pasada temporada con el mejor compañero posible, 'Checo', que combina a la perfección su enorme talento con la condición de gran piloto de equipo. El mexicano, dos veces ganador y que el domingo firmó su decimoctavo podio en la F1 -el tercero del año y el primero en España-, pudo haber ganado en Barcelona, pero acató unas órdenes internas que no le gustaron, antes de indicar a Efe en la rueda de prensa de la FIA que, a pesar de saber que podía haber subido a lo alto del cajón, tendrá que discutir "algunos asuntos internos", pero que "la temporada es joven", que habían logrado un "gran resultado para el equipo" y que en éste impera un "ambiente excelente" que a él le hace estar "contento".

Pérez, nacido hace 32 años en Guadalajara (Jalisco), y su compañero también le arrebataron, gracias al doblete del domingo, el liderato a Ferrari en el Mundial de constructores; que ahora comanda Red Bull con 195 puntos, 26 más que la 'Scuderia'.

El astro neerlandés lidera el de pilotos con los citados seis puntos de ventaja sobre Leclerc y con 25 respecto a 'Checo', tercero en la general. Russell, otro piloto de 24 años, es cuarto, con 74 unidades, nueve más que Sainz -de 27-; que sigue quinto. Después de acabar cuarto una carrera que él mismo calificó como "mala, de principio a fin" y que afrontaba tercero; pero en la que arrancó mal y, debido a una ráfaga de viento, perdió el control del coche, antes de acabar en la grava en la séptima vuelta. Perdiendo toda opción a su ansiada primera victoria en la F1; que hubiese sido aún más redonda ante su afición, que abarrotó las gradas del muy caluroso Montmeló: ante la que, no obstante, firmó su mejor resultado en las ocho veces que disputó el Gran Premio de España.

Alonso puso fin a su racha de mala suerte con otra actuación sensacional. El genial piloto asturiano tiene 40 años, pero cada vez que se sube al monoplaza demuestra, tal y como indicó a Efe en una entrevista que tuvo lugar en Austria el pasado mes de julio, que "lo importante no es la edad, sino el cronómetro".

Fernando, por un error de cálculo de sus ingenieros -que lo sacaron a destiempo a una pista en la que se encontró demasiado tráfico- quedó eliminado en la Q1;. Y, como iba a salir decimoséptimo, cambió motor; arrancó desde la última plaza y avanzó once puestos. En otra exhibición demasiado poco recompensada que calificó como "carrerón" y que le permitió avanzar una posición en el Mundial; y que lo colocan, de momento, decimoquinto, con cuatro puntos.

Alonso espera que su racha -plagada de infortunios hasta el domingo- cambie a positiva a partir del Gran Premio de Mónaco, que se disputará el próximo fin de semana en las calles del glamuroso principado de la Costa Azul.

Montecarlo albergará la séptima de las 22 carreras (no habrá sustituta para la sancionada Rusia) que conforman un Mundial que se cerrará el 20 de noviembre, como ya viene siendo habitual, en Abu Dabi.

Después, el segundo y el tercer fin de semana de junio, se correrá en Azerbaiyán (Baku) y Canadá (Montreal), respectivamente. Y en julio arrancará un periplo de siete carreras seguidas, de nuevo, en Europa.

Antes de las vacaciones, en julio la F1 correrá en Silverstone (Inglaterra), Austria, Francia y Hungría. Y después del parón, el último de agosto será el primero de tres fines de semana de apasionantes carreras: en Spa-Francorchamps (Bélgica), Zandvooort (Países Bajos) y Monza (Italia).

Adrian R. Huber

Redacción

Redacción

news 83K RANK 1
lecturas 619K RANK 1
Más noticias del autor

Follow BeCrowd on Facebook